Facebook
Twitter
Suscríbete

Tag Archives: Trinidad Viña

BlogoTSfera radiografía la realidad socio sanitaria desde el Trabajo Social

 

 

Portada del blog de Trinidad Viña, “¿No es país para viej@s?”

La vocal de Trabajo Social de la SGXX, Trinidad Viña

 

 

 

 

 

 

 

(Víctor Sariego, 22.1.2017).- La vocal de Trabajo Social de la Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) trabajadora social y a su vez asesora y formadora sobre Envejecimiento Activo y Dependencia a entidades y particulares, Trinidad Viña es una de las profesionales seleccionadas para formar parte de la red BlogoTSfera, compuesta por bloggers del sector del trabajo social, creada en 2012 por el Consejo General del Trabajo Social. En el caso de Viña por su blog “¿No es país para viej@s?” que lleva escribiendo desde la misma fecha.

A punto de cumplirse cinco años del comienzo de BlogoTSfera donde se han publicado cientos de artículos y entradas, multitud de comunicaciones sobre el sector en el XII Congreso Estatal de Trabajo Social en Marbella e infinidad de reuniones para gestionar dichas colaboraciones, el colectivo de blogueros y blogueras, que ha alcanzado los 40 miembros, ha adquirido una gran relevancia y trascendencia mediática y social con su trabajo continuado y diario.

Labor que representa una indudable radiografía de la realidad actual desde el Trabajo Social que es la que afrontan a diario en sus puestos de trabajo e incluso en sus vidas todos los trabajadores y trabajadoras sociales.

Ante esta repercusión el Consejo General del Trabajo Social acaba de publicar una selección de 140 entradas del BlogoTSfera difundidos durante estos cinco años clasificándolas por hashtag y palabras clave y así facilitar la búsqueda de los temas más interesantes, útiles e influyentes.

La publicación, en formato digital, puede descargarse gratuitamente en el enlace: https://goo.gl/ULkusK

Jubilación activa

Viña, que es la única autora de BlogoTSfera que trata el envejecimiento activo, figura en esta selección de publicaciones con cinco artículos de su blog “¿No es país para viej@s?” entre los que destaca “Los diferentes tipos de jubilación activa” a raíz de la entrada en vigor del Real Decreto Ley 5/2013 sobre jubilaciones y cuyo texto íntegro es el siguiente:

“El pasado día 27 realizamos en Círculo de Empresarios de Galicia , dentro de las actividades que proponemos desde Círculo de Valor Senior, (CVS), un interesante desayuno de trabajo sobre este tema.

Aquí transcribo la presentación de uno de sus ponentes, Fabián Valero, de Zeres. Mi agradecimiento por permitirme difundirla, ya que lo considero de máximo interés por la poca información que trabajadores y empresarios parecen tener al respecto, si bien uno ha de dirigirse finalmente a una CAISS o especialista para asesorarse de un caso concreto y de verdad que no parece sencillo.

La jubilación flexible es un modelo tradicional que permite compatibilizar la pensión de jubilación ya causada con un trabajo a tiempo parcial.

La jornada se situará entre un mínimo de un 25 por ciento y un máximo del 50 or ciento. Este tipo de jubilación es incompatible con la pensión de incapacidad permanente, pero compatible con la prestación de incapacidad temporal.

La minoración de la pensión de jubilación será inversamente proporcional a la reducción aplicada a la jornada de trabajo del pensionista, comparándola con la de trabajador a tiempo completo.

Comunicado el cese de actividad laboral, se procederá a recalcular la pensión.

La intención de acogerse a jubilación flexible deberá comunicarse previamente a la entidad gestora. En caso de no hacerlo se considerará una percepción indebida.

En cuanto al concepto y las características, la jubilación activa es un modelo que permite la compatibilidad de la pensión de jubilación contributiva con el trabajo por cuenta propia o ajena y que: es aplicable a todos los regímenes de Seguridad Social excepto al de clases pasivas del Estado; el trabajo compatible puede realizarse a tiempo parcial o a jornada completa; la cuantía de la pensión será equivalente al 50 por ciento del importe resultante en el reconocimiento inicial; el beneficiario tendrá la consideración de pensionista a todos los efectos.

Finalizada la relación laboral por cuenta ajena o producido el cese en la actividad por cuenta propia, se restablecerá el percibo íntegro de la pensión de jubilación

Los requisitos para el trabajador o autónomo son: haber alcanzado la nueva edad legal de jubilación en el momento de solicitar la prestación; el porcentaje aplicable a la base reguladora a efectos de determinar la cuantía de la pensión causada debe alcanzar el 100 por cien (de 2013 a 2019 se exigen 35 años y 6 meses de cotización) y por último, la actividad se debe llevar a cabo dentro del sector privado.

Para la empresa, dichos requisitos son: no haber adoptado decisiones extintivas improcedentes en los seis meses anteriores a la solicitud de la compatibilidad, para cubrir puestos del mismo grupo profesional que los afectados por extinción y mantener el nivel de empleo existente en la empresa durante la vigencia del contrato de trabajo del pensionista en situación de jubilación activa.

En el caso de jubilación activa de profesionales colegiados, en esta es compatible el percibo de la pensión de jubilación con el ejercicio de una actividad colegiada.

Aunque se trata de una situación transitoria, mientras no se apruebe el nuevo marco legal.

Será preciso que el profesional que trabaja por cuenta propia esté incorporado a la Mutualidad de Previsión Social constituida en el Colegio como alternativa a RETA.

Los requisitos (se debe cumplir al menos uno de los dos) son que la pensión de jubilación veniriera compatibilizándose con ejercicio de actividad profesional colegiada antes de 01/07/2011 o haber cumplido 65 años de edad antes de 01/07/2011.

En relación a la jubilación parcial diferida es una modalidad que permite a los trabajadores por cuenta ajena y en activo reducir su jornada y salario compaginando la percepción de una jubilación parcial con los ingresos procedentes de su actividad.

Será preciso la existencia de un acuerdo previo con el empresario.

La celebración de un contrato de relevo en estos casos es voluntaria.

Sus requisitos son que se limita exclusivamente para trabajadores por cuenta ajena, a tiempo completo o parcial. Autónomos excluidos. Haber cumplido la edad ordinaria de jubilación, sin reducciones ni bonificaciones. Poseer todos los requisitos para obtener una pensión de jubilación contributiva, debiendo acreditar el periodo de carencia exigido y pactar el empresario y el trabajador una reducción de jornada y salario entre un mínimo de un 25 por ciento y un máximo del 50 por ciento.

La jubilación parcial anticipada por otra parte permite a los trabajadores por cuenta ajena y en activo reducir su jornada y salario compaginando la percepción de una jubilación parcial con los ingresos procedentes de su actividad.

Será preciso la existencia de un acuerdo previo con el empresario.

La celebración de un contrato de relevo en estos casos es obligatoria.

Es aquella dirigida exclusivamente a trabajadores a tiempo completo. Autónomos y fijos discontinuos excluidos. La condición de trabajador a tiempo completo debe acreditarse en el momento del hecho causante.

La edad dependerá de los periodos cotizados en el momento del hecho causante, pero siempre anterior a la edad ordinaria de jubilación. Para la antigüedad es preciso acreditar prestación de servicios en una empresa durante un período mínimo que abarque los 6 años inmediatamente anteriores a la fecha de jubilación parcial.

La reducción de jornada será de un mínimo del 25 por ciento y de un máximo del 50 por ciento, ampliable hasta el 75 por ciento si el relevista es contratado a jornada completa y con carácter indefinido.

El periodo de carencia debe ser al menos de 33 años de cotización efectiva. Excepciones en caso de personas con discapacidad.

Sobre la cotización, durante la jubilación parcial anticipada empresa y trabajador cotizan por la base que, en su caso, hubiera correspondido de seguir el trabajador prestando servicios a jornada completa.

 

Read more

La SGXX colabora activamente en la instauración de la Atención Centrada en la Persona

sgxx2

La vocal de la SGXX y trabajadora social, Trinidad Viña en su ponencia

sgxx1

El curso tuvo un gran éxito de convocatoria cubriendo todas las plazas, que tuvieron que ser ampliadas, al poco de ser convocadas

sgxx6

Trinidad Viña protagonizó dos ponencias sobre actuaciones de riesgo en la atención de las personas mayores y la Atención Centrada en la Persona

sgxx7

El curso sirvió también para debatir diversos temas de actualidad en el ámbito del trabajo social y la gerontología

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

(Santiago de Compostela, 27/11/2016).- El envejecimiento actual, fenómeno con particularidades nunca antes vistas en la historia de la humanidad, no es malo en sí mismo, todo el mundo quiere vivir más y mejor. Pero sí supone un gran reto que precisa a su vez de nuevas herramientas para atenderlo con éxito y de forma beneficiosa para toda la sociedad.

Así lo promulgan desde hace tiempo entidades como la Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) que recuerda que en España residen 8.701.380 personas mayores de 65 años, el 18,7 por ciento de la población. En Galicia, 661.296 de un total de 2.720.668 habitantes, es decir, su 24,3 por ciento, el índice más alto de todo el Estado.

Y la tasa de crecimiento anual de este grupo poblacional crece en un 2 por ciento hasta 2050 en el que habrá más de 15 millones de mayores en el país, el 32 por ciento de la población.

Esta nueva situación requiere pues un nuevo enfoque en todos los ámbitos relacionados con las personas mayores. Uno de ellos es el modelo de atención que rige en residencias y viviendas institucionales públicas y privadas.

En la segunda jornada del Curso de Traballo Social e Xerontoloxía Sociosanitaria. que la entidad celebró junto con el Colexio de Traballo Social de Galicia (COTSG) el pasado 26 de noviembre en Santiago de Compostela, la trabajadora social y vocal de la SGXX, Trinidad Viña, dejó claro que el modelo de atención en este ámbito vigente hasta ahora -modelo centrado en el servicio- se ha demostrado incapaz ante los nuevos cambios y realidades del envejecimiento y las personas mayores. Especialmente aquellas con deterioro cognitivo o dependencia leve y trastornos neurodegenerativos.

Por eso cada vez son más los profesionales del sector que proponen y dirigen la puesta en marcha en muchos casos del modelo de Atención Integral Centrado en la Persona o ACP en el que “usuarios y usuarias son el centro de la atención profesional con cambios diferenciados que transforman las residencias en hogares de verdad para las personas mayores” conseguiendo que la atención profesional no se realice a “pacientes o dependientes” sino a “personas” que apoyan en su autonomía, control de su propia vida, el “bienestar subjetivo, la capacidad de decidir y la dignidad personal” hasta el momento final.

Un enfoque que, matiza Viña “pone el acento en los gustos, preferencias y fortalezas de las personas, en contraposición con los tradicionales sistemas de trabajo mas centrados en la organización o en la entidad”. Una de sus principales novedades radica en que “normalmente la persona usuaria de un servicio tradicional se adapta a las condiciones, actividades y forma de trabajar de la entidad que se lo presta” frente a la ACP donde “se trabaja de forma mas personalizada, más flexible procurando que la gente se sienta mas cómoda y a gusto conociendo y teniendo en cuenta lo que ha sido su Historia de Vida, adaptándose en lo posible a su vida estando en su casa”.

En cuanto a los profesionales que lo aplican, comenta esta experta, “significa un cambio importante sobre todo en lo que concierne al personal de atención directa o gerocultura” pues, indica, además de las funciones clásicas de ayuda o acompañamiento en la vida diaria pasan a tener un papel “mucho más importante” como profesionales de referencia de los usuarios, “implicandose en su bienestar psicológico, emocional y social, como un miembro mas del equipo interdisciplinar del servicio”. De hecho, subraya, “se debe contar con ellos para el cambio y por supuesto recibir la formación adecuada”.

Aunque esto no es muy posible en España ni en Galicia donde la ACP está menos instaurado que en otros países europeos o norteamericanos. Además no es del todo conocida ni siquiera en sus beneficios personales, profesionales, institucionales y económicos. Porque, recuerda Viña, “no es un sistema más caro, no tiene porqué, se trata de variar la organización y procurar también una humanización y ambiente agradable en los espacios”. En cada caso, señala, “se busca la mejor manera de aplicarlo, los efectos en las personas se valoran en un corto espacio de tiempo y suelen ser positivos, mas que en otra anterior línea de trabajo”.

En nuestro país, indica “ya existen centros que estudian y adoptan la ACP cada vez más profesionalizado por las influencias de EEUU o países nórdicos” si bien ya hay entidades que en España impulsan su difusión y material formativo. Actualmente la Junta de Castilla y León lo está implantando en sus centros públicos, y otros centros privados en distintos puntos de la geografía española están sumándose a esta iniciativa, su estudio, investigación y puesta en marcha como la Fundación Pilares para la Autonomía Personal y la Fundación Matia.

La vocal de la SGXX reconoce que “en Galicia, como en muchos otros ámbitos del sector, vamos con un poco de retraso, pero ya hay algunos centros privados , y también del Consorcio Galego de Benestar, que comienzan a trabajar en esta línea, e incluso se encuentran en distintos momentos de su recorrido” pues, aclara, “si una institución empezó de otra manera, necesita tiempo y formación para ir realizando cambios” y los ya asumidos, asegura “deben ir adaptándose en función de sus recursos, como la filosofía de la dirección, cambios en los entornos, formación de profesionales, etc.” o “crear herramientas y espacios donde la persona mayor o sus familias si ellos no pueden participen en las decisiones del día a día que les conciernen”.

Beneficios para mayores, familias, profesionales e instituciones 

Entre los beneficios que este nuevo modelo puede aportar a las personas mayores, Trinidad Viña, coincide con otros autores y organizaciones en que “mejora su calidad de vida al disponer de un gran bienestar subjetivo y mejor estado de ánimo, autonomía y dependencia” y también “un mayor sentimiento de satisfacción con la atención recibida, una mayor implicación en su plan de atención”. Las familias, continúa, “facilitan y animan con la presencia y colaboración en muchos de los cuidados, aumentan su confianza hacia el lugar en el que viven y sus profesionales y mejoran la relación tanto con la persona mayor como con la institución donde vive y se previenen dificultades”. A eso suma que “se sienten más satisfechas con la atención que su familiar mayor recibe”.

A los profesionales les aporta “dignidad y cualificación de su trabajo asistencial”. Genera en los equipos de atención motivación, ilusión y mayor autoestima profesional, favorece los procesos de mejora e innovación, visibiliza, refuerza y ponen en valor actitudes profesionales positivas e incluso las buenas prácticas y buen trato. Se comparten logros, responsabilidad y alternativas para subsanar errores o fallos que pasan a ser exclusivos de ellos y genera la creación de espacios donde cooperar y comunicarse con usuarios y usuarias, con las familias y otros profesionales.

Por último con este modelo de ACP en la organización que la adopta se mejora en general la atención a la persona usuaria, el ambiente laboral, la toma de decisiones colectivas, el burn out o síndrome de quemado y el absentismo profesional.

Promueve instituciones más cordiales y receptivas a los cambios, la participación, la labor en equipo y el intercambio. Minimiza los problemas con las personas mayores y sus familias y ofrece un modelo referente de atención que evita las prácticas inadecuadas en las que, además se previene el maltrato y se facilita la coordinación con los recursos comunitarios.

Read more

Comienza el curso, pionero en Galicia, del cambio de atención para un nuevo paradigma social

vazquez-capeans

Miguel Ángel Vázquez Vázquez (SGXX) y Marta Capeáns (COTSG)

(Santiago de Compostela, 17 de noviembre de 2016).- Este fin de semana del 19 de diciembre comienza en Santiago de Compostela el curso Traballo Social e Xerontoloxía Sociosanitaria. Formación que la Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) y el Colexio Oficial de Traballo Social de Galicia (COTSG) organizan conjuntamente y de forma pionera en la Comunidad Gallega en dos jornadas. La primera de ellas este sábado 19 de noviembre de 9.00 horas a 18.00 horas en el Colexio de Médicos de Santiago de Compostela (rúa San Pedro de Mezonzo, 39) y la segunda el siguiente sábado 26 de noviembre en la misma sede y horario.

El curso, declarado de Interese Sanitario por la Consellería de Sanidade da Xunta de Galicia, cuenta con la colaboración de la Facultade de Ciencias da Educación de la Universidade de Vigo. Consta de 25 horas de formación oficial (16 presenciales y 9 de trabajo individual y grupal tutorizado) y está destinado a profesionales del Traballo Social, de Atención Primaria (Concellos y SERGAS) de la Administración Municipal y Autonómica, de centros sociosanitarios de mayores, residenciales o de día; alumnos de las Universidades de Galicia y otras entidades del sector de apoyo y atención a las personas mayores.

Esta primera edición ha tenido un gran éxito, completándose todas las plazas en los primeros días que siguieron a su convocatoria.

Y es que “el envejecimiento actual se ha convertido en un fenómeno nunca antes visto en la historia de la humanidad, en un nuevo paradigma social que a su vez genera nuevas necesidades”. Así lo subrayan el presidente de la SGXX, Miguel Ángel Vázquez y la presidenta del COTSG, Marta Capeáns que defienden que la Gerontología y el Trabajo Social son dos herramientas trascendentales, no solo para atender este nuevo fenómeno y sus características, sino también para hacerlo con garantías.

Así, dichas entidades organizan de forma pionera en Galicia este curso que se celebra en el Colexio Oficial de Médicos en Santiago el 19 y el 26 de noviembre como un acuerdo más del convenio firmado por las entidades este año.

Una convocatoria que “a modo de laboratorio de ideas, tratará de buscar fórmulas novedosas para trabajar y atender a las personas mayores y mejorar su calidad de vida” matizan y, sobre todo, asegura Capeáns “porque las administraciones no están ofreciendo una respuesta suficiente al fenómeno del envejecimiento, por eso nos toca a los profesionales buscar nuevos caminos”.

Vázquez habla a su vez de “nuevos paradigmas” con el fin de “poner en valor al colectivo de mayores” que en Galicia son cerca del 25 por ciento de la población, casi un cuarto de su población, el 32 por ciento en algunas zonas de la Comunidad, la más envejecida de España en la que, sin embargo, enfatizó, “los recursos son bastante limitados”. Por ejemplo, recordó, “en toda la Comunidad sólo existen dos unidades de Geriatría, en Santiago y Vigo”.

Contenido del curso

En el curso se debatirán temas como la comunicación y el trabajo con y para las personas mayores, cómo es su realidad cotidiana, los aspectos de este colectivo o el desarrollo y planificación de programas de envejecimiento activo por parte de administraciones locales y centros de primaria.

Las particularidades únicas en el mundo del envejecimiento gallego; la promoción y la prevención de la salud en la vejez desde la Atención Primaria y desde el Trabajo Social; la discriminación y los estereotipos en la vejez son el resto de temas que se exponen.

Destaca un apartado especial dedicado “al buen trato y las buenas prácticas en la atención de las personas mayores” como explica la trabajadora social de la SGXX y una de las organizadoras del curso, Trinidad Viña que subraya que la sociedad, profesionales, medios de comunicación y también las instituciones públicas y privadas, deben poner más el foco de atención “en el buen trato y en las buenas prácticas” ya que, concluyó, “trabajando en positivo se olvidan prejuicios y estereotipos”.

 

Máis información: http://sgxx.org/curso-de-traballo-social/

Read more

Cambio de atención para un nuevo paradigma social

primera

Trinidad Viña, trabajadora social de la SGXX; Miguel Angel Vazquez, pte. de la SGXX; Marta Capeáns, pta. del COTSG y Víctor González, gerente del COTSG.

 

 

segunda

(Santiago de Compostela, 25 octubre de 2016).- by Víctor Sariego

“El envejecimiento actual se ha convertido en un fenómeno nunca antes visto en la historia de la humanidad, en un nuevo paradigma social que a su vez genera nuevas necesidades”. Así lo subrayan el pte. de la Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) Miguel Ángel Vázquez y la pta. del Colexio Oficial de Traballo Social de Galicia (COTSG) Marta Capeáns que defienden que la Gerontología y el Trabajo Social son dos herramientas trascendentales, no solo para atender este nuevo fenómeno y sus características, sino también para hacerlo con garantías.

Ambos presentaron el pasado 25 de octubre en Santiago de Compostela el curso “Traballo Social e Xerontoloxía Sociosanitaria” que dichas entidades organizan de forma pionera en Galicia y que se celebra en el Colexio Oficial de Médicos en Santiago el 19 y el 26 de noviembre como un acuerdo más del convenio firmado por las entidades este año.

Una convocatoria que “a modo de laboratorio de ideas, tratará de buscar fórmulas novedosas para trabajar y atender a las personas mayores y mejorar su calidad de vida” matizan y, sobre todo, asegura Capeáns “porque las administraciones no están ofreciendo una respuesta suficiente al fenómeno del envejecimiento, por eso nos toca a los profesionales buscar nuevos caminos”.

Vázquez habla a su vez de “nuevos paradigmas” con el fin de “poner en valor al colectivo de mayores” que en Galicia son cerca del 25 por ciento de la población, casi un cuarto de su población, el 32 por ciento en algunas zonas de la Comunidad, la más envejecida de España en la que, sin embargo, enfatizó, “los recursos son bastante limitados”. Por ejemplo, recordó, “en toda la Comunidad sólo existen dos unidades de Geriatría, en Santiago y Vigo”.

Revolución social

En una sociedad cada vez más envejecida, “se necesitan nuevas profesiones y modelos de atención para las personas mayores” prosigue Vázquez, que al igual que Capeáns reclama una “pequeña revolución social” donde se articulen “espacios propios y formas de vida” porque a las personas mayores “no se les permite desarrollar su experiencia y conocimiento en la sociedad actual”.

Es necesario, afirman, “otorgarles alternativas para que puedan realizar planes una vez superados los 65 años, porque no es una cuestión de capacidad que por supuesto sí que tienen”. “Que se les posibilite aportar, no solo conocimiento, sino también experiencia, participación, etc.” superando el síndrome de alimentar a las palomas o el edadismo social que trata a los mayores de forma paternal, infantil o discriminatoria, eliminando sus derechos. Esto serviría además para promocionar el envejecimiento activo y la idea de que quienes superan los 80 años son útiles a la sociedad. “De ahí la importancia de formar a profesionales y a la sociedad para evitar discriminación, prejuicios y maltrato”, concluyen.

En ese sentido, desde ambas entidades abogaron por la colaboración y la coordinación entre la Medicina y el Trabajo Social que “es seguramente, el método más efectivo para prevenir, atender, diagnosticar y acompañar a las personas mayores”. En definitiva, añade Vázquez, “trabajar desde el punto de vista del nuevo paradigma social del envejecimiento reciente y sus nuevas necesidades, características y particularidades y transformar no solo la forma de ejercer, sino también los cuidados y los modelos de atención, como la ACP o atención centrada en la persona”.

SGXX y COTSG destacaron la necesidad de más profesionales de geriatría, psicogeriatría y trabajo social, para “abordar realidades como la soledad de este colectivo”. De hecho, Capeáns subrayó que en el 2015 unas 121.600 personas mayores vivían solas en Galicia. “Son más de 12.000 que hace dos años, lo que obliga a buscar fórmulas revolucionarias, novedosas y alternativas para evitar su aislamiento y su deterioro cognitivo e relacional” comenta.

Contenido del curso

En esta primera edición de “Traballo Social e Xerontoloxía Sociosanitaria” se debatirán temas como la comunicación y el trabajo con y para las personas mayores, cómo es su realidad cotidiana, los aspectos de este colectivo o el desarrollo y planificación de programas de envejecimiento activo por parte de administraciones locales y centros de primaria.

Y un apartado especial dedicado “al buen trato y las buenas prácticas en el trato con las personas mayores” explica la trabajadora social de la SGXX, Trinidad Viña que insistió en que la sociedad, profesionales y medios de comunicación deben poner el foco “más en el buen trato y en las buenas prácticas, incluidas las instituciones” ya que, concluyó, “trabajando en positivo se olvidan perjuicios y estereotipos”.

Read more